ANGEL

Hola a tod@s

Voy a ir subiendo trabajos. Unos ya estan en la red.
Otros los subiré, y habrá nuevos e inéditos.

Espero le sirva a alguien.


Saludos, Ángel

síguenos en el canal

sad

Entradas populares

Disco de sierra circular, cómo cambiarlo, y de paso sanear la sierra



Sanear sierra circular




Hola a todos.
Sé por propia experiencia que el tocino, y el sebo le vienen bien a las herramientas… Y lo digo, porque hace muchos años los “serrones”, sierras, y otras herramientas, … cuando no había otra cosa se le  daba un poco de unte  por los dientes ó rozamientos y aquella simple acción hacía más suave el corte en la madera, además de proteger también una vez utilizada para que no les entra el óxido.
¡Cómo han cambiado las cosas,…! ahora hay un sin fin de productos para lubricar  las herramientas.
>>> “Con lo bien que te serví
de nueva me utilizaste,
de vieja me olvidaste
cuando mis dientes destrozaste.
… Así te harán algún día  a ti.”<<<<

¿A qué viene todo esto…?
Verán, … a una sierra circular que tengo ya con muchos años le llego el día de la jubilación , y no por la edad, sino porque los dientes de tanto limarlos, de hacer trabajos con maderas muy duras, en una palabra… “por maltratarla” me dijo que ya no cortaba más. No suficiente con esto, el disco empezó a patinar, y por más que le apretaba la tuerca, el no quería ya ni “cantar”.
Busqué en tiendas la posibilidad de cambiarlo por otro, pero el precio excesivo, pues ya con la edad que tenía la máquina, lo trabajada que estaba, …
En una de esas búsquedas, vi  que por lo que vale un disco te la llevas una nueva a casa, completa, hasta con rayo laser para acertar en el corte,… Pues esa la sustituyo. Ya hace de esto más de cuatro años.
¿Y la jubilada que es lo que paso con ella…?
Pues la dedique a cortar huesos de jamón,… Sí,… ese fue su trabajo. Le soldé la arandela al disco, (ahora giras si ó si), y a pesar de que ya estaba quemado, algún hueso que otro partió. Llego a estar tan “quemada” conmigo, que hasta el disco de envidia ennegreció también, Uds ya me entienden. Se estaba quemando poco a poco. Sólo le faltaba echar humo. Pero los huesos de jamón los seguía troceando… y los perros también me lo agradecían.
Entonces volvamos al principio…
Si el tocino y el sebo le venían bien a las sierras antiguamente,… es que a la mía,….¿ no le gustaba el jamón…? ¡Menuda era ella…!
Lo que pasa es que el serrín que  quedaba por algún rinconcito, más la grasa del jamón, más los restos de los huesos,… estaban haciendo una pasta que ya daba pena verla. Pero a pesar de eso miraba de reojo a la “achinada”, y decía para sí “Ya caerás tú también, ya caerás…”
Ayer comprando unas cosas en un centro comercial, como bien se suele decir,... las mujeres por un lado y yo a la zona de herramientas,…
Mi sorpresa fue mayúscula cuando veo de oferta unos discos de sierras circulares, de dos medidas. Justo una de ellas la que mi pobrecita máquina necesitaba. A pesar de no estar muy seguro volví hoy con las medidas y efectivamente, ¡la suya!. El precio una cuarta parte. Es más, si llega a tener unos milímetros de más o de menos no la puedo llevar,…
Bien,…hasta aquí la peripecia para comprar después de varios años un disco,… Ahora me pongo en marcha para poner otra vez en condiciones a mi maquinita,… y a pesar de tener más de veinte años,…ahora está hecha todo un primor, ¡ Y qué derecho tuerce, digo corta!
La he desarmado casi por completo, la parte eléctrica he comprobado que está bien, y no la he tocado, sin embargo las piezas metálicas las he dado una buena limpieza de desengrasante, (Madre mía cómo la tenía), además del  aclarado, secado, engrasado,…
Hay veces que una máquina la damos ya por descartada por muchas razones, porque la pieza a cambiar supera el valor de una nueva. Porque se ha reparado tantas veces que ya no merece la pena. Porque se usa poco. Porque a pesar de decir tengo, por ejemplo, una sierra circular que hace esto, lo otro, …¡que corta de todo!,…, realmente no vale para nada, pues es tan de juguete que cuando quieres usarla en un corte, en vez de cortar la madera parece que le pega “bocaos” de lo mala que es,…. Y es que las herramientas de uso profesional valen su dinero, y no al alcance de todos. Luego está la mano que las utiliza, y sé que muchas veces les exigimos más de lo que para ello se construyeron,… para hacer bricolaje, poco y sin muchas exigencias… Empezamos mimándolas, luego ya las exigimos más rendimiento, luego abusamos de ellas, y por último las abandonamos… Y vamos y compramos otra que posiblemente sea hasta incluso peor, más o menos cómo un clínex, de usar y tirar
Bueno… he exagerado un poco el relato, pero hay que tomarse las cosas con un poco de humor, a pesar de que la máquina me agradece ese cambio de disco y su limpieza.
- ¡“Ya era hora “!, (Me dice…)
- Volverás al tajo,… te tengo preparado un trabajo para ti, (le contesto)
Saludos, Ángel

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada